Laberinto de Tamarindo, Costa Rica

El Laberinto de Tamarindo es uno de los más grandes del mundo y fue diseñado a partir de las energías telúricas presentes en el lugar.


Es el resultado de un proceso de investigación con radiestesia por parte de Sergio Salas, ecólogo y radiestesista, solicitado por la propietaria de la finca La Senda, Griet Depypere, una mujer de gran estatura espiritual.

Sergio descubrió dos columnas de energía telúrica, una masculina y otra femenina y me pidió el diseño de un laberinto en torno a ellas.

Además determinó que esto sería sólo el inicio de un recorrido por una serie de cúpulas energéticas que descubrió hacia el sureste de esta área.

Sergio me pidió que diseñara este laberinto singular. La base del diseño se manifestó de inmediato como dos círculos con centro en las columnas, intersecándose en sus centros – la geometría de la Vesica Piscis, tal como se muestra en la figura siguiente (a):



Las columnas debían aislarse y así quedó aclarada la geometría base (b) y ya se podían trazar los círculos progresivos (c).

Esto implicaba algo fuera de serie: un laberinto de dos centros.

Criterios de diseño

Los demás requisitos los fue estableciendo Sergio con base en lo que la energía del sitio le iba indicando:

  • La ruta debe seguir la secuencia numérica apuntada en el gráfico (abajo)
  • Debe haber giro a la izquierda, sea que se ingrese por la entrada o por la salida
  • 14 capas en cada lado – dos escalas musicales completas. Las columnas de energía constituyen la tercera octava
  • Todos los giros deben ocurrir dentro de la vésica. El recorrido fuera de la vésica debe ser simple y sin interrupciones
  • La ruta intermedia entre las columnas masculina y femenina debe mostrar balance y resolución entre polaridades – la integración de las polaridades
  • El sendero debe ser de 1.75 metros de ancho y los bordes serán de cactus vivos


Es delicioso ver cómo el laberinto, respetuoso de la geometría base, responde claramente a la vésica piscis – la intersección entre los dos círculos (área en amarillo arriba)

Desde tiempos ancestrales la vesica piscis ha sido considerada como la matriz, el útero, el umbral de la creación y un símbolo de fertilidad. En geometría, la vésica es el paso de lo UNO a lo MUCHO, el portal a través del cual todas las formas y patrones de nuestro universo son creados.

Puesto que el simbolismo fluye tan profundamente dentro de nosotros, se pretende que esta figura nos permita la expansión, la inspiración y un mayor nivel de frecuencia.

La vésica piscis es la intersección de dos círculos y como tal, un área de múltiples opciones en medio de esa polaridad. Es un terreno fértil de oportunidades para ensanchar mi perspectiva y alcanzar un nuevo entendimiento, una nueva emoción o hacer una nueva elección.

Esa es la razón por la cual tanto la entrada como la salida y todos los cambios de dirección suceden dentro de la vésica. Los dos lados/hemisferios enfatizan la polaridad y la vésica piscis es el umbral de la nueva creación deseada.

El diseño final

Coherente y bello, el sendero danza dentro de la geometría base. Más abajo veremos el sendero en sus tres segmentos: entrada, medio y salida.


La longitud total de este laberinto es de 3,175 metros – el laberinto más grande de que tengamos noticia. El ancho de 1.75 metros se debe a que los bordes están plantados con cactus para atraer prana – fuerza de vida – de acuerdo a la tradición indígena Mesoamericana y al crecer ocuparán parte de ese ancho.

Seguidamente, una vista en negativo –los senderos – separados en 3 colores de acuerdo a las etapas del laberinto.


Personalmente, esta figura huele a perfección. No sólo es deliciosa a la vista y geométricamente coherente, sino que también expresa un simbolismo histórico.

La polaridad, una condición de nuestra vida terrenal, está expresada con amor, gentileza y suavidad. La integración de lo uno con lo otro se manifiesta a través de la intención de cada hemisferio de penetrar en el otro, a través de los brazos que se extienden profundamente dentro del territorio del otro – el abrazo integrador, la cópula y el completo compartir de energía.

Esto nos lleva a la fertilidad y la reproducción y la primera criatura es el número tres: tres diferentes segmentos del laberinto, con tres historias e intenciones diferentes. Seguidamente, una descripción de cada segmento.

El sendero de entrada que inicia en el suroeste y llega a la columna femenina, se ve así cuando se aísla:


Esta figura es impresionante. Entra al hemisferio masculino, viaja través de sus fronteras y luego a través del área central (vésica) con un gesto de abrazos, para luego continuar al hemisferio femenino con abrazos alternantes hasta alcanzar el centro femenino desde el lado sur.

El sendero medio que une a los dos hemisferios resolviendo la polaridad es el que sigue:


El sendero medio (arriba en amarillo) inicia en la puerta norte de la columna energética y le da un doble abrazo al hemisferio femenino antes de entrar en la vésica piscis.

Dentro de la vésica, como si quisiera enfatizar la polaridad, viaja primero al lado masculino y luego hacia el eslabón central (punto de inflexión y símbolo supremo de la unión) para continuar hacia el lado femenino. Aquí refleja casi perfectamente los abrazos hasta alcanzar el centro masculino.

El recorrido es rico en simbolismo – polaridad, interacción masculina/femenina, abrazos y compartir, unificación, reproducción – y delicioso en su forma geométrica.

Esta sección es realmente la criatura de la pareja…

Número tres, la resolución armonizadora de la dualidad. Este tercer elemento es la manifestación de la relación – el acuerdo entre las energías masculina y femenina.

El sendero de salida es así:


Este sendero de salida (arriba en azul) comparte las mismas características del de entrada, sólo que invertido.

Delicioso a los sentidos, respetuoso de la geometría semilla y en perfecta armonía con los otros senderos, culmina así el viaje hacia el ser interior.

Hemos planteado el carácter de este laberinto de varias maneras. En resumen, veamos sus elementos:

  • 2 centros
  • 2 particiones
  • 14 (7x2) capas
  • Forma vesical junto con sus correspondientes círculos


Interpretación geométrica:

Su meta es comprender el contraste y abrazar la polaridad
en un viaje cargado de comprensión
del proceso de crecimiento personal (mío y de mi pareja)
con la intención de enaltecer la relación
y con el propósito de co-crear la vida de nuestros sueños


Música del laberinto

Escuchar la música generada por la geometría es una manera diferente de conocerlo.

Caminarlo mientras escucho su música es una sumergida completa dentro de su magia.




Vista desde satélite:


Ver mapa más grande




Para ver más fotografías u obtener información para visitar el Parque Espiritual de Tamarindo, por favor contacta a Griet Depypere en su sitio web The Tamarindo Labyrinth.



Paso a Laberinto del Aire